Odontología para bebés

Desde la Sociedad Española de Odontopediatría “SEOP” y la Academia Americana de Odontopediatría “AAOP” se recomienda que la primera visita al dentista se realice antes del primer año.

clinica de odontologia para bebes en valladolid

Antes de los 6 meses

Los primeros dientecitos de leche que salen o erupcionan en la boca del bebé, son los incisivos centrales inferiores, y lo hacen entorno a los 6-7 meses, momento adecuado para comenzar una correcta higiene oral, instaurando desde el primer momento el uso de cepillos especiales para bebés y del flúor (único producto avalado científicamente que protege de la caries).

Nuestros especialistas en Odontopediatría informarán a padres y cuidadores adecuadamente para que estos dientes se mantengan sanos hasta su recambio, logrando que la boca mantenga un ambiente adecuado, sin contaminación, hasta que sean sustituidos por los dientes definitivos.

Los primeros dientes de leche

La higiene bucal debe iniciarse desde incluso antes de que el bebé tenga su primer diente y naturalmente debe incorporarse a los hábitos saludables de los niños y adolescentes. Los especialistas de Clínica Galván Dental Kids están especialmente capacitados tanto para guiar a los padres y cuidadores de los niños pequeños, como para ayudar a los adolescentes para que adquieran hábitos de higiene y sobre dieta, que les ayuden a mantener su salud y sonrisa toda la vida.

El retraso eruptivo

Puede ocurrir que los dientes se retrasen en su salida. A veces no tiene la mayor importancia, pero es importante visitar al odontopediatra para valorar si algo, está obstaculizando la salida normal de los dientes de leche.

La causa principal de retraso es la presencia de una anomalía en el número normal de dientes, situación que puede existir por la presencia de algún diente en exceso o “diente supernumerario”. Este diente extra puede estar colapsando la salida de los dientes, alterando su secuencia normal de aparición.

Es importante en estos casos un diagnóstico precoz para llevar un control de esta situación anómala, e intervenir cuando sea adecuado, valorando un tratamiento multidisciplinar entre odontopediatra y ortodoncista para estudiar consecuencias y alteraciones del futuro espacio de los dientes.

Motivación y prevención

A la hora de poner en valor la importancia de la atención dental infantil, tampoco podemos obviar la parte psicológica favorable para el niño. Si éste acude desde bebé al odontopediatra se podrán instaurar tratamientos muy poco invasivos y en absoluto molestos como los preventivos de caries (fluorizaciones y profilaxis principalmente). Tratamientos que son sumamente sencillos y agradables para facilitar buenas sensaciones potenciar la actitud positiva ante un posible futuro tratamiento dental que pueda ser de mayor complejidad, como posibles empastes.