Ortodoncia en adolescentes

Tratamiento ortodóncico durante la adolescencia

El tratamiento de Ortodoncia en adolescentes está indicado cuando existen malposiciones dentales originando una maloclusión ya claramente instaurada.

Consiste en alinear los dientes en el arco que conforman y nivelar la altura del plano de mordida de ambas arcadas de dientes, consiguiendo con ello un correcto engranaje de los dientes superiores con los inferiores.

Puede que no solo los dientes estén mal colocados y que la alteración también se deba a alteraciones en el desarrollo óseo de los maxilares. Si la alteración progresa y no se ataja en la infancia o adolescencia puede ocasionar una mal oclusión severa de origen esquelético. En esos casos la solución requiere combinar el tratamiento de ortodoncia con el quirúrgico de los maxilares conocido como cirugía ortognática y suele realizarse a edad adulta.

La edad más frecuente y aconsejable para comenzar un tratamiento ortodóncico es alrededor de los 12-14 años, edad en la que suelen haber terminado de erupcionar todos los dientes permanentes, incluso los segundos molares (conocidos como molares de los 12 años), salvo los molares del juicio.

El referirnos a una edad ideal para comenzar los tratamientos ortodóncicos, no significa que no puedan iniciarse los tratamientos a edades más avanzadas de la adolescencia o en edad adulta. Ahora bien, teniendo en cuenta que con el paso del tiempo los huesos reducen o paran el crecimiento, dependiendo de la edad de inicio los tratamientos de ortodoncia tendrán objetivos y resultados diferentes.

clinica de ortodoncia para adolescentes valladolid

La adolescencia es claramente el periodo en el que se inician la mayor parte de tratamientos ortodóncicos, ya que, como hemos mencionado, es en este momento en el que se ha producido el recambio total de la dentición temporal a la permanente. Gracias a estos tratamientos de ortodoncia se resuelven problemas de:

  • Apiñamiento dental (falta de espacio).
  • Diastemas interdentales (separación entre dientes).
  • Dientes incluidos (Las muelas del juicio y los caninos superiores son los dientes con mayor predisposición a la inclusión o retención de dientes dentro de los maxilares y que no consiguen erupcionar por sí mismos, situación que debe detectarse lo antes posible).
  • Agenesias (ausencia de algunos dientes por alteración congénita, ya sean temporales o sobre todo permanentes, situación que debe ser tratada evitando la pérdida de su espacio para poder rehabilitar el sector generalmente mediante una corona protésica soportada por un implante momento en el que se distribuye el espacio con ortodoncia para reemplazar el diente permanente ausente con un implante cuando el paciente hubiera terminado totalmente su crecimiento óseo, generalmente a partir de los 18 ó 20 años de edad)

La adolescencia también es el ideal para, además de solventar anomalías en la erupción y corregir las mencionadas mal posiciones dentarias, fomentar y reforzar las técnicas de higiene e instruir al paciente en unos correctos hábitos que una vez aprendidos e interiorizados, beneficiarán la salud oral y, en consecuencia, la salud general durante toda la vida del paciente.

Ortodoncia Estética para adolescentes

Si el adolescente no quiere llevar los brackets metálicos convencionales, existen otras alternativas más estéticas:

Brackets de zafiro

Los brackets de zafiro están realizados en microcristales de zafiro, un material de gran dureza y resistencia que no se tiñe con el paso del tiempo. Son translúcidos y dejan ver el color de los dientes, por lo que pasan más desapercibidos.

Ortodoncia lingual

La ortodoncia lingual se realiza con brackets especiales que se pegan por en la cara interna de los dientes, son de oro y rara vez se aplica en adolescentes.

Alineadores transparentes

ortodoncia invisible en la clinica dental infantil

Los alineadores transparentes tipo férulas de Invisalign Teen, consiguen el resultado deseado realizando movimientos graduales de los dientes. Estos alineadores tienen la ventaja de su gran comodidad al poder ser retirados para comer o para efectuar una más fácil higiene dental. Pero requieren el compromiso del paciente de mantenerlos puestos en boca durante 22 horas al día.